viernes, 18 de marzo de 2016

EL JODER Y LAS PORQUERÍAS





 La verdadera fiesta para una mujer no es irse a la cama y gozar del miembro, sino acariciar a un fulano y hacerse acariciar y encapricharse y negarse. Este placer se vuelve luego delirante si ese fulano está desesperadamente enamorado. Y se comprende: al joder, se jode y basta –una mujer tiene todo que perder pero, pero haciendo porquerías, se goza con los sentidos, se subyuga al hombre, se triunfa de su deseo, se crece en valor sexual y se sabe que mañana, si se quiere, se podrá echar un polvo. Cosa que no es tan segura para el hombre.
CESARE PAVESE: El oficio de vivir, p. 93
Cuando leí este fragmento quedé impactada por el tono. Un escritor como Pavese es capaz de una finura impresionante cuando habla de literatura, de escritores, de técnica… y sin embargo, habla de sexo con zafiedad y coloca a la mujer en una posición de “eva” pecadora, de mujer fatal, de egoísta, de enemiga del hombre.
Mucho se ha especulado sobre la disfunción eréctil de Pavese y el efecto letal que causó en el escritor por el miedo al fracaso en un espacio que valoraba mucho: la cama. 
Las mujeres son un pueblo enemigo, como el pueblo alemán (336).


67 comentarios:


  1. Creo LAURA que este libro está repleto de procacidad simbólica con ánimo de provocar, vamos eso, o efectivamente este hombre al final de sus días ( creo que este libro se encontró después de su suicidio) realmente estaba amargado y esta fue su póstuma venganza para con las mujeres por lo mucho que le hicimos sufrir ... vamos según él, las mujeres tratamos a los hombres como kleenex de usar y tirar .. frías, desalmadas, viciosas, soomos lo peor, tooodas unas arpías!;)

    Muchos besos y feliz SS si te vas ( nada que ver con los nazis eh ?;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es su Diario, no sé si quería provocar o simplemente se mostraba tal y como era. Pavese tenía 42 años cuando se suicidó, era aun joven, y dejó dicho que quería que fueran publicados sus Diarios.

      Me cuesta entender que una mala experiencia con unas pocas mujeres, lleve a alguien inteligente a generalizar y odiar a todas las mujeres.

      Besos y te deseo lo mismo, felices vacaciones.

      Eliminar
  2. ¡¡Joder con Pavese!!, ya estoy buscando el libro. No estoy de acuerdo con una parte del último párrafo, las mujeres nunca serán enemigas, sin embargo el pueblo alemán si que lo ha hecho a lo largo de su historia en repetidas ocasiones, vivimos una de ellas.

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pareció alucinante que comparara a las mujeres con el pueblo alemán (supongo que refiriéndose a la época en que estuvieron los nazis en el poder).

      Diría mejor que el Gobierno alemán y sectores del pueblo alemán, no me gustaría caer en el mismo defecto que Pavese y generalizar.

      Abrazos!!

      Eliminar
    2. Soy consciente de que lo escrito se deseaba carente de prejuicios, aunque caiga en el mismo vicio de Pavese, al considerar a personas tan diferentes, ante todo, como pertenecientes a una colectividad geográfica. Si anteponemos el tópico al conocimiento y hablamos de andaluces, judios o palestinos nos hacemos un flaco favor. Verdad?. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Creo que en estas cuestiones cada mujer, y cada hombre, son cada uno de ellos un mundo distinto... De todo habrá "en la viña del Señor"... Generalizar no creo que sea algo que tenga ningun sentido. Supongo que cada mujer es distinta, y cada hombre tambien...

    Tampoco hay que prestar mayor atención a que alguien, en algun momento, suelte una burrada. Ya se sabe, no es facil ser sublime sin interrupcion.

    Un abrazote, amiga, y no te sofoques

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No era una burrada, eran muchas en esta obra.
      Estoy totalmente de acuerdo con que cada persona es un mundo. Sin embargo, ¿no te sorprende que todas/os sepamos que es la misoginia y casi nadie sabe qué es la misandria?

      Procuro no sofocarme Ildefonso. Un fuerte abrazo!!

      Eliminar
    2. Las "burradas" que hemos recogido en veinte páginas que abarca el primer resumen de la lectura, no creo que sean tales, Pavese releía, y retocaba a menudo lo escrito en el diario, son el reflejo consciente de sus firmes creencias, ni que sumen ni la décima parte de las que figuran en la obra, casi cada día infiltra un insulto, un desprecio o una descalificación. En ese sentido, hoy en día se merecería un par de tortas bien dadas y que le cerraran el blog por cerdo. Un abrazo.

      Eliminar

  4. Uff, leído así, de buenas a primeras, me descoloca este fragmento, pero si bien recuerdo ya había constancia de esa animadversión por parte de Pavese.

    Tengo un par de títulos suyos en mi estantería, “La playa” y “El compañero” el día que los lea, estaré muy atento, sobre todo a lo que se sugiere entre líneas, de una forma no explícita, ahí hay que “escarbar”.

    En cualquier caso, doy por hecho que a ninguno de los que venimos por aquí nos pasa inadvertida la misoginia que muchos escritores han reflejado en sus obras, ya sea de forma claramente deliberada y consciente o empujados por la corriente cultural de la que no han podido, o sabido, sustraerse.
    En esta última situación estarían esos escritores decimonónicos y filósofos que pronto no vienen a la cabeza… Schopenhauer, Nietzsche, etc. Y escritores señalados por una misoginia feroz, como Henry Miller, Norman Mailer, Nabokov, etc, etc. Y por aquí tampoco se escaparon C. J. Cela o F. Umbral, por nombrar dos célebres…. La lista es muy larga.

    Para muchos, por citar un caso presente, Houllebeck es buen exponente de misógino contemporáneo, y todos los actuales son un ejemplo de actitud conscientemente deliberada, sencillamente porque en los tiempos actuales se acabaron los argumentos que han sustentado esta actitud infame.

    En contrapartida esos exabruptos siempre encontraron la respuesta contundente de varias escritoras y mujeres intelectuales, tal es el caso de Simone de Beauvoir, o Mary Wollstonecraft, con su memorable “María, o los agravios de la mujer”, la lista también sería larga en este sentido.
    No me quiero olvidar de Clara Campoamor y su impresionante discurso ante las Cortes (1931), un impresionante alegato por el reconocimiento y la valía de las mujeres, texto que se puede consultar en internet fácilmente, o María Zambrano… Y las que aún siguen, porque “Paveses” que sientan cátedra desde “honorables púlpitos” hay muchos.

    Un abrazo, Laura… Y disfruta de las vacaciones :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Procuraré leer alguna obra suya, no sé si poesía o narrativa, ya veremos.
      Pese a que sé que muchos hombres inteligentes (escritores, filósofos, ensayistas...) en cualquier tiempo pasado y presente son misóginos, sigue sorprendiéndome tal hecho. Pero ya sabemos que la inteligencia no está reñida con el machismo, el racismo o el clasismo, por poner algunos ejemplos de otras actitudes que odio intensamente.

      Parece incomprensible que alguien como Navokov diga: Cuando una lee, tiene que ver y acariciar los detalles y después sea tan zafio como para dar una imagen de la mujer tan distorsionada.

      A Henry Miller intenté leerlo varias veces cuando era veinteañera, por la profunda admiración que le tenía a Anaïs Nin y no pude acabar ninguno de sus libros y tengo varios. Tengo la intención de intentarlo ahora pero nunca encuentro el momento. A Houllebeck no lo he leído y mira que me atraen los escritores provocadores pero hay algo que me lo impide, veremos si me animo algún día.
      Mary Wollstonecraft, como bien sabes, es el puerto de llegada de una famosa polémica que arrancó de la Edad Media (ya hablamos de ello en una de tus entradas) y llegó hasta el siglo XVIII entre una posición profundamente misógina y otra corriente de mujeres (y hombres) que respondían a dichos ataques despiadados contra las mujeres. Recodemos a Moliere con su insulto de Marisabidillas a todas las mujeres sabias, ninguneando y banalizando su saber reduciéndolas a meras cotillas. Un insulto que llega hasta nuestros días.

      Conozco muy bien ese discurso y admiro profundamente a a Campoamor por su coherencia respecto al voto femenino que pagó muy caro porque arruinó su carrera política. No hace tanto que colocaron su busto en el Parlamento español y te puedo asegurar que no está en los libros de texto o una referencia de pasada.

      Feliz finde y felices vacaciones!!

      Abrazos!!

      Eliminar
  5. Debe ser que el sexo ahonda en lo más instintivo e irracional de nuestra condición... por eso Pavese se expresa así. Me parece difícil escribir sobre sexo sin caer en los errores habituales: excederse y pasarse a la pornografía o no llegar y parecer una ursulina. Por eso he leído poco y bueno sobre sexo. Si quieres mi opinión te recomendaría los Trópicos de Henry Miller o los diarios de Anaïs Nin.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moises, acabo de mencionar mi fracaso en la lectura de Miller que intenté en varias ocasiones (de hecho creo que es el único autor que no he logrado acabar de leer sus obras) por la admiración que tenía y tengo por Nin de la que he leído casi todo, incluidos sus relatos eróticos.

      Un abrazo!!

      Eliminar
  6. Como ya han dicho por ahí arriba, de todo hay en la viña del señor. No me gusta cuando generalizan. Pero desde luego choca mucho este párrafo, a parte de por la opinión que tiene, por la forma un tanto zafia y brutal en que lo dice. Provoca un poco...
    Besotes!!!
    Pd: Por cierto, me gusta Ana Moura. Acabo de descubrirla gracias a ti y voy a cotillear un poco más por el youtube. ¡Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es el tema, cuando se generaliza despectivamente hacia un sexo, como en este caso, entramos en el campo de la misoginia que es lo que claramente hace Pavese.

      Me alegro que te guste la música de Ana Moura.

      Besos!!

      Eliminar
  7. No sé si puede juzgar a una persona por un texto, ciertamente desafortunado.

    Tengo entendido que Pavese vivió bajo la intensa influencia de una madre sobreprotectora que hacía las veces de muro entre él y la realidad. También tuvo una hermana a la que quería mucho. La obra "Arcadia" es muy autobiográfica. El protagonista siente como ese maternalismo extremado y esa influencia que ejercen sobre él la madre y la hermana va a marcar sus relaciones con los miembros del otro sexo.

    Muy interesante el comentario de Paco Castillo.


    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradecido por tu mención, Luis Antonio, opinión que también comparto respecto a vuestros comentarios, no hay más que ver los datos que tú mismo aportas, así que mi afirmación no es un mero cumplido, de aquí siempre salgo con las alforjas más llenas de lo que entraron. Un saludo.

      Eliminar
    2. Seguro que hay factores que le han podido influir para mantener esa postura, los que tú señalas o la impotencia, sin embargo, esperas de un intelectual que reflexione sobre ese tipo de reacciones irracionales y las someta a escrutinio ¿no?

      Paco siempre aporta una opinión interesante y fundamentada. Gracias a los dos y yo encantada de que os encontréis aquí.

      Abrazos!!

      Eliminar

  8. Vaya pavo...
    Y no dudo de que escriba bien, eh... pero tela!

    Menos mal que hay 'otros' que ponen el contrapunto, mujeres y hombres, ambos dos. Y para muestra te 'robo' una joyita de tu lateral:

    "Cree en ti y levanta el pulgar a la luz,
    aprende algo nuevo, cada día un secreto.
    Sé fluvial y lunática. Da, recibe, agradece.
    Haz lo que amas, quémate y ama lo que haces,
    celebra los logros y el misterio de ser
    una mujer sagrada, -libre como el océano-,
    hermosa y única que besa a su poeta."

    ÁNGEL PETISME, Ritual (fragmento)

    ;)

    Besos, petons, muxus... cálido abrazo y buen finde!

    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, por fortuna hay otros y otras que reflexionan e intentan desarrollar su labor de escritores/as sin incorporar el odio y el desprecio. Pero, desde luego, cada cuál es muy libre de hacer y decir lo que quiera a través de la palabra y retratarse.

      El poema de Petisme es una maravilla marvillosa :))

      Un fuerte abrazo y dos besos sonoros. Buen domingo!!

      Eliminar
  9. A mí hablar de géneros en general,me chirría,no creo se pueda establecer un patrón de conducta de las mujeres,cada persona es un mundo en sí mismo,con independencia del género,en la cama o en cualquier otro lugar...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es el poder el que establece los géneros como tales construcciones culturales que son. No olvidemos que tienen muchos mecanismos culturales de dominación social formales (leyes, sistemas políticos...) o informales (el concepto de feminidad, el amor romántico, el maternalismo y otros muchos en el caso de las mujeres, otros tantos en el caso de los hombres).
      Librarnos del género es nuestro objetivo, pero no es tan fácil. Construir quizás el transgénero es una manera de acabar con los estereotipos de género.

      Abrazos!!

      Eliminar
  10. Yo tengo la casa repleta de ellas. Estoy en franca minoría de 5 a 1.

    A lo peor soy masoca pero sin ellas mi mundo seria en blanco y negro.

    Mis mejores amigos han sido mujeres.

    Beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también estoy en minoría de 3 a 1. Nunca me he planteado que me aporte más o menos esa relación (en broma siempre les digo que tengo el "enemigo" en casa :)).
      Tengo amigas y amigos, no muchos, los justos, quizás predominen las mujeres, sí.

      Un beso!!

      Eliminar
  11. Tal vez le hayan faltado aventuras domésticas y de las otras a Don Pavese jajaja.
    Besos y regalo:

    Solo en casa y mirando en los armarios.
    Encuentro algún antiguo mapa de carreteras,
    contratos que han vencido, estilográficas
    que ya no escribirán ninguna carta,
    calculadoras con las pilas secas
    y relojes que el tiempo ha derrotado.
    En los cajones suele, como una rata triste,
    anidar el pasado. Vacíos, los vestidos
    cuelgan igual que viejos personajes
    que nos interpretaron.
    Pero encuentro también tu lencería,
    color arena, o noche, con pequeños bordados.
    Bragas, sostenes, medias que despliego
    y que me hacen volver hasta el brillante
    —y a la vez misterioso— fondo de amor y sexo:
    Lo que da, de verdad, vida a las casas,
    Igual que se la da a los puertos lejanos
    La luz de sus cafés y de sus barcos.

    Autor: Joan Margarit

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, no fue muy sobrado de buenas relaciones amorosas.
      El poema de Margarit es una preciosidad, que bien recoge ese anidar del pasado en los cajones y que bellos los recuerdos que despiertan en él esa lencería de la persona amada y deseada.

      Gracias por la joya que dejas y un fuerte abrazo!!

      Eliminar
  12. Las relaciones con las mujeres de Pavese fueron bastante frustrantes para él, supongo que de esos "polvos" vienen esos lodos. Yo tengo de él su diario "El oficio de vivir", un libro muy emotivo. Precisamente ahora acabo de terminar un libro de otro misógeno de cuidado: August Strindberg. Me pasa con estos autores que tienes que hacer de tripas corazón, saltar esa parte misógina, y no obviar la gran literaruta que fueran capaces de hacer.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De ese libro es este fragmento.

      Buenos escritores pero malos en la relación con el otro sexo. El balance lo debemos hacer sobre esas bases ¿no te parece?

      Un abrazo!!

      Eliminar
  13. Este fragmento es un adelanto de la lectura conjunta que he hecho con Carlos de El oficio de vivir y cuya reseña conjunta aparecerá el viernes que viene.

    En esta obra los fragmentos de misoginia son bastante abundantes. Creo que Carlos estaba más molesto que yo misma que intentaba ignorarlas. No es porque no me dolieran dichas afirmaciones sino porque no quería dejarlo de leer por esa razón que para mi es muy importante (Savater sin embargo las banaliza en el artículo del que os he dejado el enlace).

    He querido hacer esta entrada para que en la reseña no acaparara demasiado espacio.

    Un abrazo a todas y todos y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  14. En El oficio de vivir, Pavese viene a mostrar que si, en tanto a los conocimientos literarios era un erudito, en cuanto a las relaciones humanas y de respeto mostraba con desparpajo su ignorancia. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo, un ignorante del universo femenino y por respetuoso con las mujeres. Si las mujeres hubiéramos caído en la misandria por tener malas relaciones con los hombres, a estas alturas no existiría la humanidad (y no lo digo por mi, que no me quejo).

      Un beso.

      Eliminar
  15. Interesante tu entrada y los comentarios que se han suscitado de los que he aprendido un montón.
    Tengo que reconocer que este tipo de comentarios me provocan mucho rechazo y aunque intento separar al escritor de la persona, a veces me cuesta y no consigo leer sus obras, porque no disfruto de personas que hablan así de las mujeres.
    Puedo entender que uno tiene malas experiencias pero generalizar y tratar así a todo el género femenino, me resulta mezquino y poco inteligente, a pesar de que no dudo de que lo fue.
    Afortunadamente la literatura nos ha regalado excelentes escritores, masculinos y femeninos que han ensalzado las virtudes de ambos sexos. Prefiero a estos.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy totalmente de acuerdo contigo Conxita, cuesta mucho superar esa barrera que ponen algunos escritores y destilar lo bueno de lo mezquino e ignorante. El gran error es generalizar de unas pocas experiencias a la totalidad.

      Un saludo!!

      Eliminar
  16. Con permiso, la verdad es que no acabo de ver desprecio o minusvaloracion a las mujeres como colectivo en ese texto. Al autor no le conozco y por lo tanto no puedo valorarle. Pero el texto, para mi por lo menos, no tiene malas connotaciones.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunas florecillas escogidas: "ninguna mujer contrae matrimonio de conveniencia, antes de casarse con un millonario tiene la sagacidad de enamorarse de él"
      "es bonito y consolador que ni siquiera el casado ha resuelto su vida sexual... se da cuenta de que con la mujer se está mal de todas maneras."
      "Una mujer, con los demás, se porta seriamente o se divierte. Si va en serio, entonces pertenece a ese otro y basta; si se divierte, entonces es una zorra y basta"

      Eliminar
    2. Temujin, si no ves malas connotaciones no seré yo quien intente convencerte de lo contrario, pero tampoco me parece bien no detallar lo que veo yo en el texto. Así que sin ningún deseo de convencerte de nada...
      En primer lugar, parte de su idea de que la gran fiesta sexual para una mujer debería ser "gozar del miembro", pero no, la muy ladina resulta que lo que busca son caricias, o sea "porquerías", que además de serlo tienen el efecto de subyugar al hombre y dejarlo a merced de ella y de si quiere o no echar un polvo, o sea, el tópico (fantasma) de la mujer fatal que arrastra al hombre a la perdición......................con lo fácil que es joder sin más!!!
      Demuestra una nula comprensión de lo que es la sexualidad femenina que es algo diferente a la del hombre y la desprecia con el apelativo de "porquerías" y con la condena que cae en sus redes si entra en el juego femenino y comete el error de enamorarse.

      Esa es mi interpretación del fragmento y lo que me deja anonadada, porque no habla de pepita o juanita, no, habla de mujeres y de hombres.

      Saludos!!

      Eliminar
  17. Han sido más los fragmentos que ha añadido Carlos,que el que tú reseñabas, que no me parecía tan misogino, los que dan una idea de ese odio o más bien "miedo" que Pavese sentía por las mujeres.

    No sé, qué pensar, a mí me gusta mucho Oscar Wilde, y reconozco su misoginia, aunque me puede su lúcida ironía y que nunca es zafio, y era gay.

    Y es que curiosamente entre los homoxesuales se dan los extremos o adoran a las mujeres o las odian.

    Quiza tuvo una mala experiencia que lo marcó...Pero sus opiniones sobre las mujeres rebajan su categoría intelectual. Me ha sorprendido.

    Qué bonita foto, y qué tipazao, ya me gustaría.

    Un beso,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tesa, mi interpretación del texto es la que le he comentado a Temujin. Es mi interpretación, no tiene porque ser la de otras personas, claro. Así que sin afán de convencer a nadie y pese a que, como aporta Carlos, esta obra está llena de "flores" misoginas, leímos toda la obra y el viernes sacaré la reseña conjunta.
      También me gusta mucho Wilde, pero me decepcionan con esas posiciones y, como bien dices, rebaja su categoría intelectual.

      Muy bella, sí. Me pareció una buena manera de ilustrar otra manera de entender el sexo.

      Un beso.

      Eliminar
  18. soy nuevo aquí, el extracto de la página 93 me parece correcto, crudo sí, políticamente incorrecto también, crudo y arriesgado; en cuanto a lo demás, en ni opinión, es perfectamente legítimo que si sus experiencias en esta materia fueron frustrantes lo diga y aprovechando su autoridad como escritor lo publique a modo de venganza; el resentimiento, el rencor y la venganza son sentimientos humanos, y cuando no salen del ámbito literario, son, además, en una materia como la que toca en el párrafo transcrito, generalmente, inocuos. El resto de sus reflexiones no las conozco, pero gracias a este blog, me haré con el libro y no me las pierdo. Salud.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido thorek,

      Respeto tu manera de ver el fragmento aunque discrepo. No quiero repetirme, mi manera de entenderlo es la que le he comentado a otro comentarista (Temujin), por supuesto soy partidaria ante todo de la libertad y acepto que cualquier persona, incluidos los intelectuales, digan lo que bien les parezca. Eso sí, amparándome en la misma libertad opino que no es propio de personas inteligentes como él decir semejante sarta de afirmaciones misóginas, que dice muy poco de su talla intelectual.

      El próximo viernes colgaré la reseña del libro, precisamente quise sacar de ella este tema pos si acababa acaparando el debate, el libro es mucho más que esto.

      Salud!!

      Eliminar
  19. Sólo desde la angustia puede un poeta como él destilar tanta hiel... Veo estas palabras como puro dolor catártico.
    Un beso, Laura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te doy la razón, había dolor y mucho, tanto que lo llevó al suicidio.

      Un beso!!

      Eliminar
  20. No me extraña, Al menos a Pavese hay que reconocerle la coherencia suficiente como para expresar cosas que la educación represora de la época que le tocó vivir no permitía expresar.

    Nadie es unívoco, nadie es solo una cosa, una actitud, un comportamiento, una forma de ser y menos un tipo tan complejo y brillante como Pavese.

    Seguramente tenía todo lo relacionado con el erotismo, el deseo y el sexo en un apartado lugar lindante con el infierno, por lo tanto a él le reserva las palabras severas que no se permite con otros asuntos menos carnales.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La misoginia está permitida en todas las épocas, siempre se encuentra justificación para ese odio.

      Estoy de acuerdo en que él como todos/as somos muchos, así que conviene mirar todas las aristas y ángulos.

      Al menos en esta obra es severo con muchos otros aspectos, no solo el sexual. Era un hombre atormentado.

      Besos!!

      Eliminar
  21. Ésa ha sido mi más grande desdicha: no haber podido compartir con Carlos y contigo esta lectura pues sabía qué incluía esta faceta suya y no me quería perder tus comentarios! Y todo por falta de un ejemplar.
    No he querido avisarte por adelantado para no correr el riesgo de que lo apartaras por estos comentarios, porque estimo que habrá en su interior otros mucho más inteligentes.
    Espero que ambos puedan sobrellevar estos matices en aras de otras reflexiones más interesantes. No me queda más que esperar vuestra apreciación para el próximo viernes.
    Un gran abrazo a ambos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja, pues no sé qué hubiera hecho de saberlo por anticipado..., en todo caso me hubiera dado pereza emprender su lectura.
      Mi balance es positivo con algunos "peros", pero lo comentamos a partir de la reseña.

      Abrazos!!

      Eliminar
  22. No me extraña que te haya impactado... Qué fuerte!
    Abrazo!

    ResponderEliminar
  23. Como ha dicho TRoyana, a mí lo de tratar hechos y dichos desde la perspectiva de género también me chirría, nunca me ha convencido y nunca lo hago... si bien es cierto que en este caso, generalizando sobre las mujeres, quien localiza o situa el asunto en esa perspectiva de género es quien así se manifiesta, o sea, Pavese...

    Las frustraciones y los desengaños son malos consejeros a la hora de afirmar o decir sobre el qué o el quién los causa... parece claro que Pavese tenía una lucha interna que derivaba de su relación frustrada con algunas mujeres... parece ser que tal pudo ser el motivo de su suicidio... si ese motivo le llevó al suicidio que es cosa irreparable... también pudo llevarle a excederse en la crítica a quien le había hecho daño proyectando esa rabia y frustración en todo el género femenino... no sé, no creo que sea un caso de misoginia, más bien de rabia descontrolada tomando al todo por la parte... tal vez porque su amor por la parte le impedía señalarla de forma individualizada...

    En la comparación de las mujeres con el pueblo alemán (yo también creo que se refiere a la época del nacismo) pues es pasarse infinitos pueblos y un poco más...

    Por otra parte, ser escritor, intelectual u otra cosa de destacadas habilidades no supone estar exento de ideas cuestionables, de bajos instintos y de bajas pasiones y de un innúmero de defectos más...

    Bueno, aún así, ¡qué Pavese descanse en paz y que la Tierra le sea leve!

    Abrazo



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por no repetirme, precisamente a Troyana le comentaba mi visión sobre el tema del género.

      El odio a las mujeres puede ser provocado por múltiples motivos que quedan recogidos bajo ese término genérico, desde mi punto de vista siempre injustificable, aunque podamos llegar a comprender las razones cosa loable y que se hace con el Holocausto o con cualquier otro odio desatado.

      Que descanse en paz!!

      Abrazos!!

      Eliminar
  24. Boa tarde,

    O poeta é um fingidor.
    Finge tão completamente
    Que chega a fingir que é dor
    A dor que deveras sente.

    E os que lêem o que escreve,
    Na dor lida sentem bem,
    Não as duas que ele teve,
    Mas só a que eles não têm.

    E assim nas calhas da roda
    Gira, a entreter a razão,
    Esse comboio de corda
    Que se chama o coração.

    Fernando Pessoa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pessoa es uno de mis escritores favoritos (y no ignoro su difícil relación con las mujeres aunque no he leído nada comparable con Pavese). Y sí, es un fingidor el poeta.

      Abrazos!!

      Eliminar
  25. Es dificil juzgar a alguien por un parrafo, pero me da la impresión que las mujeres para este autor, es como los mexicanos para Donal Trump.

    Un gran abrazo amiga Laura.
    Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que lo es.

      Buena comparación Carlos Alberto.

      Un gran abrazo (que alegría verte por aquí).

      Eliminar

  26. No hay duda, es un fragmento fuerte, para reflexionar. Creo que hombre y mujer son algo más que sexo y aunque el sexo parezca presidir nuestras vidas debe haber algo más. creo que lo llaman, o llamaban, amor.

    Un abrazo

    · LMA · & · CR ·

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El amor no sé si entraría dentro de las "porquerías" para Pavese, el enamoramiento, sí.

      Abrazos!!

      Eliminar
  27. Me parece que por un lado están las ganas de provocar, y por otro el miedo al rechazo, tema que no es baladí pues en casos llegar a bloquear al hombre, alimentando una visión negativa de la mujer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podrían ser las dos cosas, en todo caso el resultado es decepcionante para mi.

      Eliminar
  28. Parece un fragmento de conversación entre rufianes en un burdel. Conozco poco a Pavese. Tampoco sé en que contexto aparece ese fragmento...Gracias por tu visita y el ELOGIO de mis poemí(ll)as. Un abrazo, amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El lenguaje es otra de las cosas que me sorprendió para mal. Solo tú has hecho referencia a ello.

      Una alegría "verte" por aquí.

      Un abrazo!!

      Eliminar
    2. Hola Laura.
      Muchas gracias, viniendo de ti me siento halagado. Disfruta de las vacaciones :)

      Eliminar
  29. Muy curioso. Besos. Felices días festivos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  30. Me estoy poniendo al día con tus reseñas y al leer este post...ups a mí también me ha llamado la atención de este escritor...

    Besos!
    Tus post estupendos,como siempre.
    El lateral,de lujo.
    ; )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carmen.

      Desde luego es un escritor que no deja indiferente.

      Besos!!

      Eliminar

DIME QUÉ PIENSAS SI ASÍ LO DESEAS...